Subscribe Us

Joaquín Balaguer procreó 7 hijos con igual número de mujeres, revela Alexis Joaquín Castillo

 

Joaquín Balaguer le prestaba pocas atenciones a sus hijos cuando iban a su residencia porque siempre estaba ocupado en cuestiones de Estado, afirmó Alexis Joaquín Castillo.

 

Redacción Freddy Medrano

SANTO DOMINGO, República Dominicana (EXCLUSIVA). - El fenecido expresidente de la República, doctor Joaquín Antonio Balaguer Ricardo, procreó siete hijos con igual número de mujeres, reveló este miércoles uno de ellos, Alexis Joaquín Castillo.

Dijo que el líder del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) lo trató “como un padre, mas no como un papá porque siempre lo busqué y él se alejaba porque vivía en un mundo enigmático”.

Al ofrecer una extensa entrevista al periodista Fausto Rosario Adames, en el canal por YouTube Acento TV, Castillo reveló que los siete hijos de Balaguer se reunían el último domingo de cada mes en la residencia del exmandatario, donde eran atendidos por su tía Emma Balaguer Ricardo de Vallejo.

Explicó que Balaguer pasaba por la terraza donde los niños estaban reunidos y solamente sonreía.

“Es que Elito está muy ocupado, es que Elito no tiene tiempo, Elito siempre está muy ocupado, Elito tiene muchos problemas, Elito quiere que vean esta casa como la casa de ustedes”, explicaba Balaguer de Vallejo, de acuerdo con las revelaciones de Castillo.

El exfiscal del Distrito Nacional identificó como sus hermanos, los hijos procreados por Balaguer, a Rafael Joaquín Balaguer Báez, César Mallén, Mercedes Solís, Lucrecia Brown, Xiomara Zapata y Luis Bisonó.

“De todos, de muchacho me juntaba con Mercedes Solís y César Mallén”, precisó.

Dijo que en muchísimas ocasiones doña Emma “se había inventado un almuerzo el último domingo de cada mes”.

“Entonces íbamos a la casa, nos sentábamos ahí, hablábamos fundamentalmente con doña Emma, porque el don estaba ocupado en los menesteres de Estado, pasaba saludaba y se iba”, reveló Castillo.

Aseguró que Balaguer tenia una finca en el kilometro 6 de la autopista Duarte, donde ahora funciona la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña.

Indicó que en esa propiedad vio una mata de algodón y se lo contó a sus amigos, los cuales no le crían.

“Para mí es inolvidable, porque yo me iba a pasar ahí los domingos, el día entero”, recordó.

“Yo recuerdo, Fausto, que él sale y mi madre estaba conmigo, y me dice cuando llegue bésale la mano; yo veo, me voy a morir con esa imagen, ese hombre grandote, trajeado con una camisa blanca, corbata negra, chaqueta negra, con el pañuelito banco, y veo que ese hombre grandote viene hacia donde mí, ese gigante, y lo primero es que le beso la mano, y el me pasa la mano por la cabeza”, refirió.

Castillo indicó por “eso le digo al país que fue padre no papá”. “No tuve ese vínculo, mi madre me dice viene caminando, bésale la mano”, dijo.

Publicar un comentario

0 Comentarios